PRESENTACIÓN DEL BLOG

PRESENTACIÓN DEL BLOG

PRESENTACIÓN DEL BLOG POR PARTE DEL PÁRROCO.

Antonio Bellido Almeida, Párroco.

"Se hace camino al andar"

Antonio Machado.

Comenzamos en el nombre del Señor este Blog que pretende ser la voz de la Iglesia, la voz eulaliense, la historia viva y vívida y el proyecto es vida de vuestra Comunidad Parroquial de Santa Eulalia de Mérida, en Mérida.

"Se hace camino al andar", decía Machado. Habrá que corregirle. Ahora se hace estela al volar. Los potentes medios de comunicación , especialmente "Internet", con el que alucino, sobrevuelan el planeta y al instante. Queremos, pues, sumarnos al progreso y llamar a todas las puertas con nuestras alforjas de palabras, proyectos, ilusiones, historias. Y a compartir y a servir.

"Id por todo el mundo y predicad el Evangelio"(Mt. 28, 19), decía Jesús a la naciente Iglesia. Hoy, nos invita y nos anima desde las fabulosas posibilidades que la técnica pone en nuestras manos. Aquí encontraréis un rincón amigo, una mano tendida, una palabra gratis. Aquí estamos cargados de esperanza en este milenio que vivimos. Aquí encontrarás la piedra y la palabra que nos hablen de la "Bien-hablada", Eulalia.

Aquí tienes la Basílica de Santa Eulalia, alma y almario de una mártir singular, aquí tienes la historia más antigua jamás contada del Cristianismo peninsular. Aquí nos tienes oteando futuros y con los brazos extendidos.

Patrona

Patrona

celestial patrona

Santa Eulalia Celestial Patrona de la Juventud de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

dios te bendigA

DIOS20TE20BENDIGA1.gif picture by amandavivina

tiempo lit.

Tiempo Ordinario. Color Verde.

síguenos

Parroquia Santa Eulalia de Mérida

bASÍLICA mENOR


LA PARROQUIA SANTA EULALIA DE MÉRIDA
DECLARADA BASÍLICA MENOR
POR SU SANTIDAD EL PAPA FRANCISCO
DURANTE EL PONTIFICADO DE DON SANTIAGO GARCÍA ARACIL 
Y PREFECTO DE LA CONGREGACIÓN PARA EL CULTO DIVINO Y LA DISCIPLINA DE LOS SACRAMENTOS DON ANTONIO CAÑIZARES LLOVERÁ.

domingo, 2 de febrero de 2014

SANTA EULALIA: EL MÁS ANTIGUO REFERENTE DE LA VIDA CONSAGRADA FEMENINA EN HISPANIA Y EN LAS GALIAS.

Antonio Mateos Martín der Rodrigo
 
En el siglo VII se trató la vida de Santa Eulalia como un modelo para las jóvenes monjas de aquel tiempo; según  Juan Gil el retrato eulaliense de su “Pasión” es el de una monja conventual.

Este “modelo conventual” poco después llegó a Francia en donde también fue asociada a la vida del convento y a su fundación; Paul Lefrancq la sitúa en el origen directo de la creación de un monasterio femenino en Fécamp y advierte que en la abadía mixta de Hasnon su primera abadesa se llamaba Eulalie por ella; al parecer, en interpretación del mismo Paul Lefranq, que sigue a Charles Higounet, bajo la advocación de Santa Eulalia existió otro monasterio femenino en Burdeos.

Pero la fundación del Monasterio de la Preciosa Sangre de Fécamps, en Normandía, dedicado a la Santísima Trinidad, le fue inspirada en sueños a San Waningo, el primer santo francés ni mártir ni obispo, por la propia Santa Eulalia según su biografía.

A mediados del siglo XIII Gonzalo de Berceo nos recuerda que Santa Eulalia aún era en España asignatura para las mujeres que se entregaban al monacato como Santa Oria, si bien éste, entonces, era un nuevo tipo  de vida ascética: el “emparedamiento"  o clausura conventual.

Algo similar habría sucedido ya en época de Prudencio según Jesús San Bernardino para quien Jhon Petruccione “el retrato de Eulalia diseñado por Prudencio en Peristefhanon 3 correspondería al deseo del autor de presentar a la santa como un modelo femenino de renuncia y práctica ascética para las jóvenes señoras de época teodosiana”.

Y no sólo la presentaba como modelo de las monjas conventuales; concretamente Petruccione la declara como modelo de las andariegas o peregrinas como la gallega  Santa Eustochia.

En la época de Santa Eulalia, y ella era una, las niñas cristianas consagradas a Dios permanecían en sus casas y tenían la alta consideración de “vírgenes”.

Extracto del Himno III del Peristéfanon de Aurelio Prudencio dedicado a Santa Eulalia

“ Ya había dado pruebas de que buscaba únicamente
la gloria del Padre y que no destinaba su cuerpo al ma-
trimonio; siendo ya niñita dejó pronto sus muñecas y no 20
se entretenía jugando.

Despreciaba los topacios, dejaba los halagos del mun-
do, se olvidaba de los joyeles de oro; seriecita de cara,
modesta en el andar, ostentaba la gravedad de los ancia-
nos en sus costumbres todavía infantiles”. 25

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada